¿Alguien quiere salir?

–Dice él sentado en la silla capitaneando el gran círculo-

Y por ahora el impersonal no se mueve. Sé que quiere hacerlo, pero no llega el movimiento de levantarse, así que también lo respeto. En realidad, pienso, he venido sin expectativas de si salir o no. Solo con el objetivo de observar qué pasa después, qué movimiento te pide el cuerpo y la vida que hagas después de estos dos días.

Se levanta, me mira y me señala, al igual que a unas cuantas más, ¡mierda! Me levanto de la silla y  salgo al centro de la sala, todos los ojos están en mí y noto la vida en su máxima expresión, mi corazón va a mil, respiro profundamente y vuelvo al centro con las demás, nos acercamos y entre todas formamos un pequeño círculo. Mujeres, todas ellas: Yo.

Nos abrazamos, cerramos los ojos y empieza la magia. Empiezo a notar el movimiento, la energía, me dejo sentir, intento quitarle toda la mente posible y solo estoy aquí y ahora, en mi cuerpo, en el movimiento. ¿Dónde me lleva la energía?

Mi cuerpo quiere huir de ahí, de esa rueda, no es su destino, su camino, noto como lo rechazo y mis pies se mueven solos yendo hacia atrás, saliendo del círculo. Despacio me dejo guiar por ellos, mi cuerpo en general empieza a moverse, a tambalearse, a vibrar, a convulsionar, nada fuera de lo habitual, solo es energía moviéndose a través de mi cuerpo, lo sé… sutilmente me ayudan a caerme cuando llego al suelo y desde ahí, siento que mi cuerpo quiere seguir moviéndose en esa agitación, como si quisiera expulsar algo y solo lo consiguiera haciendo esos movimientos convulsivos.

Mi columna se arquea y se flexiona al ritmo de una respiración acelerada, mis manos empiezan a hormiguear, pero solo son sensaciones, así que dejo a mi cuerpo actuar, solo lo siento, no pienso en nada más que en dejarme seguir el movimiento que mi cuerpo me pide EXPRESAR, hacia donde me lleva esa energía, hacia donde me lleva la liberación, y de repente, vuelvo a notar la sensación, vuelve a subir desde mi estómago a mi pecho y sale, como la explosión de un volcán, por mi garganta; ahí está ¡BAM!: DOLOR desgarrándome por dentro, como si de una extracción quirúrgica se tratara, pero en este caso es solo una emoción enquistada.

Un grito sale de mi boca de inmediato y por mis ojos no paran de brotar lágrimas y lágrimas de dolor. Como si una parte de mí se desprendiera de mi misma, de mi alma. Me estoy despidiendo al fin de todo eso. Todo eso lo dejo atrás. Pero mi cuerpo solo me pide que me retuerza dentro del llanto, así que le dejo ser…de fondo solo oigo gritos de dolor del resto del círculo y la imagen que viene a mi cabeza es tan visual: TODOS somos uno, ese escenario es como si de una extensión de mí Ser se tratara.

El dolor en su máxima expresión, saliendo, liberando, dejándose ser dolor, sin resistencia, ni mente, ni juicio, ni lucha. Simplemente siendo lo que en ese momento pedía ser: dolor. Acogiéndolo y dejándose acoger. Y no importaba si eso no lo esperaba o yo “quería” que sucediera otra cosa, ahora tocaba liberar eso, para que al fin dejara de dar tanto miedo sentirlo.

Aunque sigo escuchando los llantos de fondo, mi alma se va calmando, voy girando la cabeza y entre los huecos que el pelo ha dejado por mi cara, veo y percibo una luz blanca y brillante que viene a mí, calentándome y acogiéndome…¿cómo puede ser si tengo los ojos cerrados? –Pienso-. En ella estoy bien, y me quedo ahí hasta que tengo fuerzas para levantarme. Entonces lo entiendo, esa luz no viene de fuera, está ahí dentro de mí, esperando a que le de salida.

¿Cómo tras tanto dolor, puede haber tanta luz, amor y liberación? Las polaridades trabajan así, y sin traspasar ni trascender el dolor, no llegas a la luz, al corazón. Al amor.

Gracias infinitas por la expresión de mi Ser.

.

“Puedes abrir tu corazón siempre y cuando quieras hacerlo.

-¿Y qué sucede cuando lo abres?

-Que te curas”.

Haruki Murakami

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

Blog at WordPress.com.

Up ↑

Habitando palabras

entre lo espiritual y lo mundano

Tu viaje interior

Creando conscientemente una nueva versión de ti mismo

Relatos de mi caminar

Simplemente SER

Te cuido en tu embarazo

Un espacio para recordar la naturaleza que eres

%d bloggers like this: